Muchos de los que acuden a entrenar al espacio Penalba, me plantean la misma cuestión: ¿Es posible conseguir unos abdominales fuertes y duros partiendo de diferentes condiciones físicas? La respuesta es sí, pero requiere de mucho trabajo y sacrificio. Los abdominales una de las zonas más complicadas de modelar puesto que son un área que tiene tendencia natural a acumular grasa. Para lograr unos abdominales fuertes, lo más importante es saber que la fórmula mágica pasa por combinar dieta y ejercicio adecuado, además de la predisposición de nuestro cuerpo. ¡Un reto al alcance de todos!

abdominales

Para empezar, tenemos que ser conscientes de que nuestro objetivo es alcanzable con mucha constancia, no existen fórmulas para hacerlo más rápido. A continuación, os damos una serie de consejos que os hará más sencillo alcanzar el objetivo:

  1. La dieta, fundamental. Como en casi todo, el consejo es fácil: reduce el consumo de grasas y calorías y aumenta el de alimentos como frutas y verduras.
  2. Ejercitar toda la zona media y no solo los abdominales. No podemos olvidarnos de la cintura y espalda, así que con sentadillas, elevaciones de peso y abdominales, estaremos en el camino adecuado.
  3. Ejercicios variados. No solo debemos centrarnos en los ejercicios típicos de abdominales que todos conocemos. Es importante hacerlos variados e intentar que cada uno sea un nuevo reto para nosotros.
  4. Los abdominales, al final. Es mejor empezar con ejercicios de la zona media de otro tipo y no fatigar los abdominales. Para evitar lesiones y demás, dejemos los abdominales para el final.
  5. Cuidar la espalda. Es una de las zonas que más sufren al ejercitar los abdominales, por lo que es importante trabajar esa zona muscular y que esté todo equilibrado.
  6. 20 minutos sobran. No te machaques haciendo muchos ejercicios en el gimnasio o donde entrenes. Sencillamente 20 minutos bastan. EL resto de ejercicios complementarios son geniales pero no sobrepases el tiempo.
  7. Es importante descansar y dejar que los abdominales se recuperen, igual que el resto del cuerpo. El descanso también forma parte del entrenamiento.
  8. Ante todo, concentración. Pensamos que mientras hacemos ejercicio hay que escuchar música, o hablar, pero es importante estar centrados en lo que estamos haciendo, pues nos ayudará a conseguir antes nuestro objetivo.
  9. Trabajar los músculos hacia todas partes. Los músculos que componen la zona abdominal (oblicuos, el recto abdominal y los lumbares), deben trabajarse en todas direcciones para definirlos.
  10. Los milagros no existen. No hagas caso de aparatos que prometen hacerte abdominales en segundos.

Con todos estos consejos, en breve tus abdominales mejorarán, no tengas duda…y más pronto de lo que crees, si eres constante, ¡tendrás la tableta de chocolate!