Es muy frecuente que quien acude al espacio Penalba, me asegure, al plantearle un nuevo ejercicio, que sabe hacerlo porque ya lo ha hecho antes. Sin embargo, es casi igual de frecuente que la persona en cuestión ejecute mal el ejercicio en cuestión. ¿Y esto por qué ocurre? Porque cuando aprendemos a hacer determinados ejercicios, en muchas ocasiones no tenemos a nadie encima de nosotros corrigiéndonos la postura de los mismos.

tecnicas_ejercicios_ok

Y es que la técnica de entrenamiento es fundamental para realizar cada ejercicio de forma segura. Y aunque pensemos que ejecutar mal un ejercicio solo es cosa de principiantes, observamos muchas veces que los deportistas más experimentados son quienes olvidan en primer lugar cómo llevar a cabo correctamente ciertos ejercicios. Muchas veces, los deportistas más avezados realizan sus ejercicios de entrenamiento confiados por saber cómo se hacen y sin prestar la atención necesaria, por lo que pueden llegar a realizar movimientos que acaben en lesiones. Esto ocurre porque cada movimiento necesita atención para lograr una ejecución correcta que favorezca nuestro entrenamiento.

Y es que cada movimiento necesita atención para lograr una ejecución correcta que ayude a entrenar.

Por si quedan dudas, a continuación os planteo 5 motivos por los que es necesario ejecutar correctamente la técnica de los ejercicios:

  1. Evitas lesiones: Ejecutar los ejercicios correctamente ayuda a evitar lesiones que de otra manera puede ser muy perjudiciales para nosotros e incluso pueden alejarnos de los entrenamientos en una buena temporada. Por ello, observar, escuchar al entrenador y repetir corrigiendo si es necesario son los pasos necesarios para evitar las lesiones.
  2. Trabajas la zona adecuada: Al errar en la técnica del ejercicio, no estamos cumpliendo el objetivo esperado con el ejercicio en cuestión, y por tanto, no obtendremos los resultados esperados. No es lo mismo hacer bien que mal flexiones o levantamiento de pesos.
  3. Mejoras los resultados: SI empleas la técnica adecuada, sin duda mejoras los resultados a medio plazo y también a corto. Hacer bien un ejercicio implica que la zona y músculo que tiene que trabajar lo haga adecuadamente y después, el resultado será el pertinente.
  4. Estás más concentrado durante el ejercicio: Si estás pendiente de hacer adecuadamente el ejercicio, lo normal es que te concentres en la técnica, y acabes ejecutándolo correctamente.
  5. El tiempo pasa más rápido: Sin duda, mientras centras tu atención en la técnica, lo normal es que el tiempo del entrenamiento se haga más ameno al tener la mente ocupada, y pase más rápido.

Y es que para lograr una buena técnica de entrenamiento la concentración es fundamental, aunque el deportista sea experimentado. Precisamente los más expertos, que suelen trabajar con cargas mayores, son quienes más peligro tienen de sufrir lesiones, por lo que en estos casos aún es más importante la concentración.

Por otra parte, no hay que dejar de lado que el cansancio, tanto físico como mental, puede provocar también una mala técnica entrenando.

En definitiva, es importante seguir las recomendaciones del entrenador personal en todo momento y dedicar unos minutos a concentrarte para estar pendientes de la técnica a lo largo del entrenamiento.