A estas alturas del año, muchos se plantean hasta qué punto tienen sentido los propósitos de año nuevo y piensan en abandonar. Y es que ser constante en la práctica del ejercicio es una de las cosas más importantes que debemos hacer para conseguir los ansiados resultados.

nodejarejercicio

Sin embargo, el estrés, las responsabilidades de casa o en el trabajo hacen que conforme pase el tiempo se nos haga una montaña mantener la práctica de ejercicio. Por eso, es importante buscar formas de motivarnos y ser capaces de mantener la práctica del ejercicio.

Así que hoy quiero enseñaros 5 trucos para no dejar de hacer ejercicio y pueda permitiros mantener el ritmo:

  1. Haz un seguimiento: Anota tus metas y progresos de ejercicios e incluso compártelos con quienes te rodean. Compartir sus metas de manera pública ayuda después a no darse por vencido y le da la motivación en tiempos difíciles. Una buena manera puede ser compartir en redes sociales vuestros progresos o con vuestro grupo de amigos.
  2. Ten claro tu objetivo. Fíjate un objetivo lo más realista posible y tenlo siempre presente. Puede ser pérdida de peso, conseguir definir tu musculatura o correr la siguiente prueba en tu ciudad. Todos ellos se pueden alcanzar haciendo ejercicio.
  3. Los inicios, poco a poco. En los primeros días de ejercicio, tu cuerpo puede estar dolorido. Es mejor empezar de menos a más. Los primeros días es importante hacerlo con menor intensidad y poco a poco.
  4. Tenga una recompensa. Después de cada meta alcanzada, puede ponerse un premio. Eso sí, que no sea comida.
  5. Haga ejercicio en compañía. Un entrenador personal puede ser una excelente ayuda para no cejar en el empeño de hacer ejercicio. Le motivará constantemente, y le ayudará a alcanzar sus metas.

Además de todos estos consejos, es importante elegir un tipo de ejercicio con el que lo pasemos bien y disfrutemos. Correr, montaña, bicicleta, deporte de equipo como fútbol o baloncesto, si nos gustan, pueden ser excelentes maneras de entrenar.