¿Cuántas veces comes al día? Si hablamos con la mayoría de las personas nos dirán que entre 3 y 4 veces: desayuno, almuerzo, comida y cena. Estas pautas no es que sean incorrectas sino que no son las más adecuadas a la hora de perder peso, dotarle a tu organismo de la energía necesaria y uno de los factores más importantes, la salud.

Comer cada 3 horas es la mejor manera de acondicionar a nuestro cuerpo, después tendremos que ver qué tipo de alimentos tomamos, de los hidratos, las proteínas y las grasas que necesitamos diariamente. Y dependerá de nuestra actividad diaria que necesitemos más de unos o de otros.

Ventajas de comer cada 3 horas

Cuando entre una comida y otra se superan las 3 horas, nuestro organismo empieza a dar señales de alerta, él no sabe realmente cuando vamos a tomar alimentos de nuevo y decide que la mejor opción es ahorrar energía, por lo que se iniciará un proceso de quemar menos grasa.

Además de estos procesos, según últimos estudios, comiendo cada 3 horas podemos reducir hasta un 8% el colesterol y un 16% el riesgo de infarto.

Otra de las grandes ventajas de comer cada 3 horas es la aceleración del metabolismo y sus muchas ventajas para la salud, ya que nuestro organismo hará que las digestiones sean mucho mejor y no dejará que las grasas que tomamos, que son imprescindibles, no se acumulen en nuestro cuerpo.

Un ejemplo de dieta recomendable para una persona que practique un deporte y que quiera estar bien alimentado, aportando los nutrientes adecuados podría ser:

Dieta para deportistas

Las siguientes cantidades habrá que adaptarlas cada uno a su peso y sus necesidades, pero es para tener una idea. En este caso vamos a realizar una dieta para una persona que practica del Running, pesa 63 kg y entrena 5-6 veces a la semana:

  1. Desayuno: 50-60 gr de muesli, 2 yogures desnatados, 1 actimel, 1 kiwi
  2. Almuerzo: Un sanwich de pan integral con 5 lonchas de pavo
  3. Comida: 60 gr de pasta pesada en seco, unos 150 cocinado, 150 gr de pechuga de pollo, pavo…, una fruta
  4. Merienda: Un yogurt desnatada con 2 galletas Belvita o similares
  5. Cena: 200 gr de carne o pescado, 1 fruta
  6. Dormir: 1 vaso de leche desnatada

Después del entrenamiento, ya sea de mañana o tarde, podemos tomar 1 manzana.

Si observamos la dieta anterior vemos que aportamos las cantidades de proteínas, hidratos y grasas que, en este ejemplo, hemos realizado.

Las 5 ventajas para comer cada 3 horas

  1. Reduce el riesgo de infarto y disminuye el riesgo de infarto

  2. Aporta constantemente a tu organismo de los nutrientes que necesitas

  3. Acelera el metabolismo y ayuda a que las grasas se quemen mejor

  4. Ayuda a tu cuerpo a recuperarse mejor para el día siguiente

  5. Se controla mejor el apetito

Una vez te acostumbras a comer cada tres horas no te resultará nada complicado organizarte y podrás llevar una vida más saludable.

Dieta saludable

La dieta que hemos indicado en el ejemplo es orientativa para cada persona, habría que diferenciar si eres hombre o mujer, el trabajo que tienes, el deporte y el tiempo que le dedicas, la edad, las horas que descansas, si entrenas por la mañana, tarde o noche… en fin, como puedes observar hay muchos factores que implican que no se puede generalizar pero sí es cierto que puede ser una buena referencia.

Si estás interesado en tener una dieta saludable adaptada a tus necesidades para conseguir el máximo rendimiento ponte en contacto con nosotros. Solicita información sobre dieta saludable.

A otras personas también les interesó:

Entrenamiento de alta intensidad a intervalos, HIIT

La musculatura del core

La importancia del trabajo del tren inferior

 

Beneficios de comer cada tres horas

ventajas de comer cada 3 horas, dieta para deportistas, dieta saludable, beneficios de comer cada tres horas